Noticias

Hoy es el Día de la Chakana

Texto de Yaku Pérez Guartambel, del Libro La Resistencia.

Particular sentido tiene la Chakana, encontrada por los abuelos en el hemisferio austral del cosmos, llamada también Constelación del Sur. Son 4 estrellas que al trazar una línea imaginaria forma la cruz andina; misma que representa la comunitariedad, interdependencia y la armonía del tejido social y equilibrio con la Pachamama, compuesta por las estrellas: Alfa, Beta, Gama y Delta.

En la Chakana se sintetiza el saber filosófico, sociológico, geográfico, económico y jurídico. Cada estrella es un punto cardinal o suyo (región): Chichansuyo-Norte, Kollasuyo-Sur, Kuntisuyo-Este, Antisuyo-Oeste, simboliza el agua, tierra, fuego y aire, formando los inexorables cuatro elementos de la vida, no hay vida sin la presencia de uno de estos elementos. Los cuatro elementos tienen relación con las investigaciones de la teoría de la superflua unificada del universo, desarrolladas por Albert Einstein, constituida por la fuerza gravitacional, fuerza electromagnética, la fuerza nuclear débil y la fuerza nuclear fuerte, que dirigen las fuerzas del Universo, representa el espacio/tiempo, la materia/energía. No es casualidad que la Chakana o Constelación del Sur esté impregnada en algunas banderas de países del Sur como Nueva Zelanda, Australia, Papúa Nueva Guinea, Samoa, entre otros.

Para los abuelos andinos, astronómicamente la Chakana se encuentra se encuentra ubicado en el centro del Mayu o Katachillay (Vía Láctea) en el polo Sur, va de extremo a extremo. En esta espiral galáctica o vía celestial, según la cosmogonía Inka aparece dibujada una sombra representada por el yuyu (perdiz), luego el atuk (zorro), seguido por la llama, el yutu y la Chakana (Cruz del Sur), le sigue el hanpata (sapo) y machuayaca (serpiente).

La Vía Láctea, es un vasto río celestial, para los amawtas Inkas, atraviesa el cielo del Valle Sagrado del Cusco/Perú, en un ángulo de 28 grados con respecto a la órbita terrestre. A lo largo de 6 meses, el flujo de las estrellas pasa inclinado, de noroeste a suroeste; durante los otros seis se inclina de sureste a noroeste. La transición coincide aproximadamente con el paso de la estación seca a la estación de las lluvias (cuando la Vía Láctea rocía de agua dadora de viada a la Allpa Mama, la Madre Tierra) y divide el cielo en cuatro regiones o estaciones. Reflejo de esta cosmovisión, la plaza de Aucaypata era el centro del universo, recordemos que Cusco, la capital de los Inkas significa el obligo del mundo, el centro del inicio y fin de universo.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar